domingo 20 de agosto del 2017

   

Ahora

Las principales definiciones de Cristina en el acto con trabajadores de ATE Capital

 

La ex presidenta Cristina Fernandez de Kirchner analizó la situación económica del país y dio su versión sobre la unidad de todos los sectores del país.

En una charla en la sede del sindicato de ATE Capital y acompañada por el sindicalista Daniel Catalano, Cristina Kirchner afirmó que los sectores que conforman el espacio político y sindical del campo popular “tenemos un discurso muy disperso” y sugirió que tienen que “enfocar nuestro discurso sobre ejes básicos”.

“Paralelamente a lo que vimos en la Plaza de Mayo con el verdurazo, cerca de ahí, se desarrollaba una comida muy paqueta en un lugar paquete hecho para que puedan llegar todos los argentinos. Yo soñaba en que ese lugar después de ver un espectáculo puedan ir a tomar algo y espero que se pueda dar”, afirmó sobre el “Mini Davos” y la protesta de pequeños productores.

Y manifestó: “La brecha es la división entre los que pueden darse los gustos y los que tienen que ir a buscar verdura”.

“En la Argentina hoy hay hambre. Las maestras volvieron a tener que comprar víveres porque los pibes llegan a la escuela sin desayunar. Hay hambre porque creció la desocupación y la plata no alcanza. Hay gente que tuvo que suprimir cosas de los chicos. Se redujo el consumo de leche”, señaló

Cristina Kirchner ATE 2

En este sentido, exhortó a los dirigentes opositores a “unificar las discusiones en los problemas cotidianos de la gente”, entre los que mencionó el “hambre, la reapertura de paritarias, el tarifazo y la inseguridad”.

“Es hora de juntar voluntades con los que tienen los mismos problemas e intereses que nosotros. La unidad no se logra en una mesa de rosca. Se logra con la acción, en la calle y en el territorio”, indicó.

Recordó cuando comenzó el conflicto “con el campo” que en Olivos lo vio en la televisión. “Hay gorilas que tienen historia para ser gorilas. Federico Pinedo es una persona a la que le tengo mucho respeto, al punto tal que le propuse que sea presidente provisional cuando dejé el gobierno”, afirmó la ex presidenta, tomando como ejemplo de “gorila” al Senado. Y explicó: “Un día estaba en Olivos, en medio del conflicto con las patronales rurales, y veo en la televisión que le estaban haciendo un reportaje. Dijo ‘yo no sé por qué la presidenta tiene problema con la renta extraordinaria y no deja disfrutar a la gente’. ¿Cómo no va a pensar así si es es el nieto de Federico Pinedo (ex intendente de Buenos Aires hace más de 100 años)?. Si no pensara así sería revolucionario y yo conservadora”.

Ante la presencia de cientos de delegados del sindicato de estatales, Cristina Kirchner señaló que “lo fundamental es la unidad de los trabajadores que además deben encontrarse otra vez con los estudiantes”.

Respecto a la unión de los sectores del campo popular consideró que “la unidad no se va a dar por la ideología sino por el lado de los intereses agredidos”.

“Es hora de juntar voluntades con los que tienen los mismos problemas e intereses que nosotros. La unidad no se logra en una mesa de rosca. Se logra con la acción, en la calle y en el territorio”, concluyó Cristina.