sábado 21 de octubre del 2017

   

Ahora

Alemania copó Irán en tiempo récord: “Las empresas alemanas están muy interesadas en restaurar los lazos económicos”

Así lo aseguró el vicecanciller y ministro de Economía Sigmar Gabriel, quien realizó una visita a Teherán con una delegación de funcionarios y empresarios. Hubo reunión y foto del hombre de Angela Merkel junto al presidente iraní Hassan Rohani. La misión comercial ocurrió a horas de sellar el acuerdo nuclear.
 

El vicecanciller y ministro de Economía de Alemania, Sigmar Gabriel, llevó adelante una misión oficial a Irán para restablecer las relaciones comerciales y se convirtió en el político alemán de más alto rango que visita Teherán en los últimos 15 años.

La visita alemana constituye la vanguardia de una auténtica invasión de ministros y representantes económicos europeos, quienes tienen previsto viajar al paí­s asiático en los próximos meses para aprovechar las prometedoras perspectivas económicas de un paí­s que cuenta con una de las mayores reservas de hidrocarburos del mundo.

Gabriel se reunió con el presidente iraní Hassan Rohani con el objetivo de impulsar el comercio entre ambos países. Tras la reunión, el funcionario de Angela Merkel aseguró a la prensa desde suelo iraní: “Las empresas alemanas están muy interesadas en restaurar los lazos económicos, ambas partes saldrán beneficiadas”.

El portavoz del gobierno, Mohammad Baqer Nobakht, reveló por su parte que Irán está decidido a duplicar sus exportaciones de petróleo y condensados de gas, y que los activos congelados por las sanciones se asignarán a la promoción de la producción y el empleo, antes que en importaciones.

La llegada de una misión comercial alemana a Irán encabezada ni más ni menos que por su ministro de Economía ocurrió el mismo día en que el Consejo de Seguridad de ONU, del que Alemania forma parte, aprobó el acuerdo nuclear al que las potencias arribaron con el país oriental tras arduas negociaciones.

Sigmar-Gabriel Sigmar-Gabriel-conferencia

La presidenta Cristina Kirchner subrayó anoche desde su cuenta de Twitter la inmediatez de las las potencias mundiales en hacer negocios comerciales con Irán.

“Algunos países no pierden el tiempo, sobre todo cuando se trata de intereses económicos. Realpolitik en estado puro”, reflexionó.