jueves 14 de diciembre del 2017

   

Ahora

 

Carrió con Macri: una reunión “dura y divertida” tras admitir el “brutal ajuste”

 

El presidente Mauricio Macri recibió esta tarde a la diputada Elisa Carrió y al ex presidente de la UCR, Ernesto Sanz, en la residencia oficial de Olivos, en la que debatieron “todos los temas” y se buscó zanjar la creciente tensión luego de las críticas vertidas por la jefa de la Coalición Cívica con respecto al rol de Daniel Angelici ante la Justicia y al nuevo aumento de tarifas.

“Fue una reunión dura, franca y muy divertida, excelente. Cambiemos es una fuerza que debate todos los temas”, dijo Carrió tras el encuentro, que fue anticipado por Télam, que comenzó pasadas las 16 y concluyó poco antes de las 17.30.

El Presidente decidió esta mañana una cumbre de los cofundadores de Cambiemos, y llamó a la diputada y al ex senador para verlos en la Quinta de Olivos antes de su partida rumbo a Washington para participar de un encuentro sobre seguridad nuclear.

Por su parte, según pudo reconstruir Télam de fuentes oficiales, el Presidente llamó a bajarle el perfil a la tensión y comentó ante testigos, en alusión a las críticas por nuevos aumentos tarifarios: “Lilita tiene que entender que hay procesos y estas cosas van a pasar, no se puede llegar a los objetivos si no se pasa por este momento”.

Desde la Coalición Cívica también pusieron paños fríos, dejaron trascender que Carrió se fue “exultante de Olivos” y remarcaron que “la apertura judicial” de la causa contra Angelici “no la hizo Lilita, fue de oficio pedido por un particular y un juez la citó a ella ayer por sus dichos mediáticos, que ratificó”.

Igualmente, durante la reunión Carrió insistió en que “si bien es parte del Gobierno, los pactos electorales se deben cumplir a rajatabla” y opinó que “no hay buena comunicación ni elección de los momentos” para anunciar determinadas medidas, en un nuevo capítulo de la vieja puja de la diputada con el ala comunicacional del PRO.

Fuentes de la Casa Rosada consultadas antes de la reunión de Olivos habían dicho a Télam que la intención oficial es “hacerle entender a ‘Lilita’ que al Presidente le causa molestia lo que dice, no es gratuito. Ella respalda dos o tres medidas pero después golpea con lo que a la oposición le gusta más pegarle al Gobierno”.

Además, acusan a Carrió de “engrandecer” un personaje para pelearse sola, porque el presidente de Boca Juniors “no es operador judicial, un operador es alguien desconocido, como lo era para el kirchnerismo Javier Fernández”.

Igualmente, en el Gobierno la intención es “bajarle los decibeles” a la disputa mediática y responden que “de ninguna manera” está sobre la mesa la idea de romper la alianza con ella, quien además podría ser candidata a legisladora por Cambiemos.

Más temprano, Carrió calificó de “ajuste brutal” el tarifazo que dispuso el Gobierno para el mes de abril y que incluirá fuertes subas en las tarifas del agua, gas y medios públicos de transporte.

“No comparto ajustes brutales de agua, gas, transporte en medio de tan alta inflación, no se puede ahogar a la sociedad que nos apoya en el cambio”, escribió la dirigente esta mañana en su cuenta de Twitter.

En ese sentido, agregó: “Es cierto que hay que salir de los subsidios, pero no de esta forma, sin pensar en la sociedad que el solo título del aumento la angustia”.

Carrió había criticado la política judicial de Macri y, en el programa de televisión de Luis Majul, le lanzó un ultimátum: “Tiene que elegir entre Angelici y yo”.

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter