lunes 18 de diciembre del 2017

   

Ahora

 

Con la nueva Cobertura Universal de Salud se destinarán sólo 44 pesos por persona

 

Expertos en salud y dirigentes políticos cuestionaron duramente la Cobertura Universal de Salud (CUS) que lanzó el Gobierno nacional y alertaron que el sistema ya fracasó “estrepitosamente” en otros países como Colombia, México y Perú.

El médico sanitarista y ex ministro de Salud de la Nación, Daniel Gollán, señaló que “la primer falacia enorme es sobre que la cobertura universal de salud, ya que existe en la Argentina desde 1946”.

“Con la CUS se establece una canasta básica que es restringida de servicios que te dan gratuitamente. Después de eso, el hospital te va a cobrar el servicio, sobre todo los tratamientos de mayor costo”, advirtió.

En diálogo con Radio Caput, Gollán aseguró que lo mismo sucede con quienes tienen obra social o prepagas. “Le van a sacar prestaciones que eran gratuitas mediante el Programa Médico Obligatorio (PMO). Es decir, van a salir (las prestaciones) y se tendrán que pagar del bolsillo”.

“Se marcha a un sistema que se va privatizando. La gente que opte por ir a un privado va a gastar ese crédito pequeño con la CUS, arriba del cual va a tener que pagar de su bolsillo”, subrayó.

En este sentido, apuntó a la prueba piloto del CUS que el Gobierno aplica en Mendoza: “Van a entregar las credenciales. Los habitantes de Guaymallén cuando vayan al hospital se van a encontrar con lo mismo de ayer, con los mismos pro y contras. No va a cambiar nada. Pero con el tiempo se van a dar cuenta del límite a lo que podían acceder gratuitamente. Les dirán ´usted ya cubrió su límite de radiografía que tiene el seguro o ya cubrió su límite de consulta con especialistas y a partir de ahora paga´. Ni hablar cuando vayan a las farmacias, van a tener que pagar 40% o 50% del medicamento, no tendrán más el REMEDIAR que otorgaba el medicamento gratuito”.

Macri Lemus

Gollán puso el CUS en números y encendió las alarmas. “Para el lanzamiento de la Cobertura Universal de Salud cuentan con 8 mil millones de pesos, que parece mucho dinero, pero dividido en los 15 millones de personas que no tienen obra social son 44 pesos por mes. Esa es la cobertura que te va a dar el Estado y luego le va a decir a las provincias que el resto lo cubran. Tendremos 24 derechos distintos según la provincia dónde naciste. Es un sistema de privatización para sacarle la plata del bolsillo a la gente y que vos gastes. Y gastes mucho en salud”.

En este sentido, el doctor Nicolás Kreplak, sanitarista y ex viceministro de Salud, denunció en diálogo con Diario Pulse que “el presupuesto del ministerio de Salud se redujo de 2,3% a 1,94%. Así destinan 44 pesos por persona. También anunciaron que el dinero que OSDE le va a pagar al Estado por la deuda que tiene también va a ir -una parte- a financiar la CUS. El acuerdo contempla $ 1.721 millones al contado y $ 5.129 millones en 120 cuotas mensuales. Eso termina sumando 4 pesos más por única vez. Pasaríamos a 48 pesos por persona”.

El ministro Jorge Lemus defiende el sistema porque permite la digitalización de los datos de los pacientes en una base única de datos. Sin embargo, Gollán indicó que esto “se estaba haciendo y que está muy bien que se continúe con ese trabajo”.

“El hecho de manejar una historia clínica digital que no se haga con 5 niveles de seguridad, con la experiencia de cómo el Gobierno vulnera los derechos vendiendo los datos de la ANSES a las empresas, imagínense lo que sería en manos de los empresarios: manejar ese riquísimo dato sobre qué paciente tiene cuál enfermedad a la hora de tomar o echar a un empleado. Es un punto muy importante” Digitalizar es muy bueno, pero sin seguridad es muy peligroso”.

En el mismo sentido se expresó el médico y presidente de la Cámara de Diputados de Santa Fe Antonio Bonfatti. “La cobertura de universal no tiene nada. Si desde el Estado subsidia la oferta, subsidia la demanda. Subsidiar la oferta es que el Estado pone el dinero que corresponde para garantizar la salud de todos. Subsidiar la demanda es utilizar dinero del Estado para dárselo al servicio prepago o privado de obras sociales”.

“Esto es la CUS en definitiva. Le dan un carne de pobres a las personas que no tienen cobertura para atenderse donde quiera. Suena fantástico. Pero ese sanatorio le van a pagar un dinero por una serie de prestaciones, no todas, y obviamente van a tratar de gastar lo menos posible”.

“Por otro lado van a hacer lo mismos con los medicamentos. Pero el gran negocio lo hacen con los laboratorios. Esto ha fracasado en todo el mundo. Corremos el rol del Estado”, agregó.

Bonfatti fue contundente con su visión crítica. “Este programa de la Nación va a otorgar 15 mil millones de pesos. En Santa Fe, que tenemos el modelo exactamente al revés, estamos invirtiendo 11 mil millones de pesos. Construyendo ya 5 hospitales de alta complejidad y otros cinco más. Y la provincia de Santa Fe produce los medicamentos para el 94% de todo lo que se consume en atención primaria y el 64% de todo lo que se consume en los hospitales. Lo fabrica la provincia y lo distribuye gratuitamente. Y la salud en Santa Fe es gratis desde una aspirina hasta un trasplante”.

Otra voz que se alzó fue la de Fernando Corsiglia, presidente de la CICOP (Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires).

“Es falaz decir que hay 16 millones de personas sin cobertura de salud porque el sistema público en la Argentina existe y funciona. No como debiera, pero tiene mucho recorrido. Lo que plantea el Plan de Cobertura Universal de Salud es una canasta básica, o una capacidad determinada para brindar prestaciones de salud por encima de las cuales se va a tener que pagar“, indicó en diálogo con Futurock.

“Habrá una reducida cantidad de prestaciones para el conjunto de la población y luego se va a determinar que quienes tengan una mayor capacidad de pago, estarán en condiciones de acceder a mejores prestaciones. Aquellos estudios o tratamientos que se deban hacer por fuera del CUS, serán remuneradas”, concluyó.

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter