jueves 23 de noviembre del 2017

   

Ahora

 

Descartan accesos a la computadora de Nisman: fue un error de Windows

 

Las pericias informáticas realizadas a las computadoras del ex fiscal Alberto Nisman sostienen que los supuestos accesos en la noche del 18 de enero obedecieron a un “error del sistema operativo Windows 7 instalado en la notebook” con lo cual descartan que alguien los hubiere realizado en el lugar o en forma remota.

Así lo revela el matutino “Tiempo Argentino” que cita un informe de los peritos Gustavo Presman, por la querellante Sandra Arroyo Salgado; Marcelo Torok, por el empleado informático Diego Lagomarsino, y un experto de Cibercrimen de la Policía Metropolitana.

Esos técnicos descartaron que el domingo 18 de enero a las 20.07, cuando el fiscal ya estaba muerto, alguien hubiera conectado tres pendrives o que hubieran existido 60 accesos para modificar el contenido y afirmaron que “es inexacto en ese parámetro, por lo que se concluye que dicho evento no corresponde con la conexión real de ningún dispositivo USB”.

“En relación al registro de dispositivos USB que figuran como conectados a las 20.07 del 18/1/15, estos peritos informan conjuntamente que los dispositivos registrados con conexión simultánea en ese horario son un total de 26, reportándose entre ellos múltiples pendrives, discos externos, cámaras fotográficas y un CD Rom, todos en el mismo horario”, afirma.

Los expertos sostienen que “resulta imposible conectar simultáneamente todos esos dispositivos dado que es materialmente imposible contar con la cantidad suficientes de puertos USB como asimismo el registro simultáneo de estos dispositivos, habida cuenta que el sistema operativo debe reconocer cada dispositivo independientemente y cargar un controlador específico para cada uno de ellos”.

El matutino concluye que “toda la información que viene circulando desde hace diez días sobre la presunta conexión de tres pendrives en los cuales se habría descargado información de la computadora de Nisman, así como los supuestos 60 accesos desde el exterior para modificar y borrar archivos, fue errónea. Nada de ello ocurrió”.

“La hipótesis que situaba a una persona en el interior del departamento de Nisman cuando llevaba ya varias horas muerto y los custodios y la madre del fiscal pugnaban por ingresar a ver qué había ocurrido, es falsa” enfatiza, al tiempo que recuerda que la fiscalía ya cuenta con las conclusiones del peritaje criminalístico.

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter