jueves 17 de agosto del 2017

   

Ahora

Despidos y represión en Educación: “Los únicos que no laburan son los funcionarios, se la pasan de vacaciones”

 

Luego de la represión en el Palacio Pizzurno, la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) lanzó un paro de 24 horas en el ámbito del Ministerio de Educación de la Nación y convocó para mañana a las 11 a un abrazo simbólico en reclamo por el despido de unos 400 contratados y la posible desvinculación de unos 2.600 tutores a distancia del programa Nuestra Escuela.

“Vinimos a buscar el diálogo para solucionar el conflicto y nos reprimieron brutalmente, por eso declaramos un paro a partir de ahora en todos los edificios de Educación”, informó el secretario general de Asociación de Trabajadores del Estado-Educación Rodrigo Recalde en una conferencia de prensa realizada frente a la sede de la cartera laboral de Marcelo T. de Alvear 1650 de la ciudad de Buenos Aires.

“Si estamos en la calle es porque los funcionarios no están abriendo ninguna puerta para solucionar este conflicto, ya que hemos solicitado una reunión y no tuvimos ninguna respuesta,” remarcó.

Recalde comentó que el viernes los trabajadores levantaron la toma del edificio de Santa Fe al 1500 con con el propósito de abrir una canal de diálogo, “pero vinimos acá a realizar una asamblea porque hay 3000 compañeros despedidos y lo que recibimos fue violencia institucional”.

A su turno, el secretario de ATE-Capital Daniel Catalano redobló la apuesta al advertir que “si este martes no hay una solución para los trabajadores, vamos a endurecer las medidas de fuerza”.

“Vamos a evaluar si tendremos que extender el paro a todos los organismos públicos nacionales, así que vamos a esperar 24 horas para ver cómo seguimos la pelea,” señaló, al tiempo que informó que hará una presentación ante la Justicia “por la represión sufrida hoy”.

“Acá los únicos que no laburan son los funcionarios, que se la pasan de vacaciones y en retiros espirituales”, agregó Catalano. El ministro Esteban Bullrich sigue con normalidad sus vacaciones desde que estalló el conflicto.

Por la mañana, empleados del Ministerio de Educación agrupados en ATE cortaron el tránsito en Marcelo T. de Alvear al 1500 como protesta a la presencia de un cordón policial que impidió el ingreso a la sede, donde tenían previsto realizar una asamblea.

Los trabajadores se habían convocado desde las 10 para efectuar una asamblea en el edificio ministerial, en la cual decidir cómo continuar con la protesta en el conflicto desatado por los contratos no renovados y la posible desvinculación de unos 2.600 tutores a distancia del programa Nuestra escuela.

El edificio amaneció vallado y con una fuerte custodia policial que impidió el ingreso de los trabajadores y derivó en golpes en uno de los ingresos, tras lo cual el secretario general de ATE en Educación, Rodrigo Recalde, denunció haber sido golpeado por los efectivos policiales.