jueves 14 de diciembre del 2017

   

Ahora

 

Dilma Rousseff: “Es un impeachment fraudulento, un verdadero golpe”

 

Foto: AP

La suspendida presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, afirmó en su mensaje al país luego de que el Senado aprobara su juicio político, que con la decisión “está en juego el futuro de Brasil”, e insistió en que se trató de “un golpe de Estado” en su contra.

La mandataria denunció en los primeros segundos de su discurso: “Es un impeachment fraudulento, un verdadero golpe”.

“Cuando a una presidenta electa se la acusa de un crimen que no cometió, no es un impeachment, es un golpe”, insistió la presidente.

“El destino siempre me impuso múltiples desafíos y conseguí vencerlos. Sufrí el dolor de la tortura y ahora sufro más de una vez. Lo que más duele en este momento es la injusticia”, agregó.

El Senado aprobó esta mañana la realización de un juicio político a la presidenta Dilma Rousseff, quien hoy mismo dejará el gobierno en manos del vicepresidente Michel Temer por hasta 180 días, el plazo máximo que tendrá la cámara alta para llevar adelante el proceso.

Minutos después de las 6.30 (la misma hora en la Argentina) votaron a favor de juzgar a la mandataria 55 senadores y 22 en contra, en tanto tres estuvieron ausentes y el presidente del cuerpo, Renan Calheiros, no votó.

La votación tuvo lugar al cabo de una sesión que duró más de 18 horas, en la que hicieron uso de la palabra 71 de los 81 miembros totales de la Cámara alta y finalmente alegó el abogado general del gobierno, José Eduardo Cardozo, en defensa de Rousseff.

De acuerdo con la legislación vigente, Rousseff dejará su cargo hoy mismo por un plazo máximo de 180 días, el mismo que tendrá el Senado para realizar el juicio, que será presidido por el titular del Supremo Tribunal Federal (STF, corte suprema), Ricardo Lewandowski.

Rousseff firmará el acta de notificación del resultado de la votación a las 10, en el despacho principal del palacio presidencial del Planalto, y una hora más tarde asumirá el gobierno el vicepresidente Michel Temer, informó la agencia noticiosa estatal ABR.

Aunque la decisión de los senadores fue precedida por una tensa vigilia, ya desde ayer se daba por hecho el resultado que finalmente se produjo.

La propia mandataria retiró anoche sus pertenencias del despacho del tercer piso del Planalto, incluidos sus libros y las fotos de su hija y sus nietos. Anteriormente se había anunciado que, al menos durante los primeros días, permanecerá en el Palacio de la Alvorada, la residencia oficial del presidente.

También se anunció que en el momento de notificarse de la decisión, Rousseff recibirá a su antecesor y líder partidario, Luiz Inácio Lula da Silva, y hará una declaración a la prensa, mientras en las redes sociales se difundirá un video que grabó anoche, en el que reitera que su juicio político es la expresión de un “golpe de estado”.

Temer asumirá el gobierno interinamente y si Rousseff fuera destituida al cabo del juicio político -para lo que se precisará ya una mayoría calificada de dos tercios del total de los senadores y no solo una mayoría simple, como sucedió hoy-, completará el mandato hasta el 31 de diciembre de 2018.

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter