lunes 21 de agosto del 2017

   

Ahora

El Gobierno desoyó a organismos de DD.HH. y removió a Pietragalla del ANM

 

Pese al reclamo de los organismos de Derechos Humanos, el Gobierno oficializó hoy la remoción de Horacio Pietragalla Corti al frente del Archivo Nacional de la Memoria y designó en su lugar a Gustavo Luis Jesús Peters Castro.

Ambas medidas fueron publicadas en el Boletín Oficial mediante el decreto 218/1016, firmado por el presidente Mauricio Macri y el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano.

Aunque desde su creación hasta ahora el nombre del titular fue siempre consensuado entre las distintas organizaciones de derechos humanos, el gobierno de Macri tomó una medida unilateral e inconsulta.

Abuelas de Plaza de Mayo, Familiares de Desaparecidos y Detenidos por Razones Políticas, H.I.J.O.S., Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH), Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) y Buena Memoria pidieron la continuidad de Pietragalla y solicitaron una audiencia al presidente Mauricio Macri. Ninguno de los pedidos fue escuchado por el Ejecutivo.

La decisión de “dejar sin efecto” la designación de Pietragalla, nieto restituido por Abuelas de Plaza de Mayo y ex diputado nacional del Frente para la Victoria, se fundamentó en que el ahora ex funcionario “fue puesto en funciones cuatro días antes de la asunción del nuevo gobierno, electo el día 22 de noviembre de 2015”.

Asimismo, se añade en los considerandos, “la designación del presidente del Archivo Nacional de la Memoria no responde a un proceso de selección abierto y de evaluación de antecedentes del candidato propuesto, sino que —tal como indica el decreto N° 1259/03 y su modificatorio— su elección y designación responde únicamente a una decisión del Poder Ejecutivo Nacional, resultando por lo tanto un cargo de conducción política que debe adecuarse a los lineamientos fijados por aquél”.

En cuanto al nombramiento de Peters Castro, quien hasta el momento se desempeñaba como representante del gobierno de la ciudad de Buenos Aires en el Espacio Memoria y Derechos Humanos (ex ESMA), el decreto publicado hoy indica que el nuevo presidente del organismo tendrá “rango y jerarquía de subsecretario”.

Por otra parte, la disposición sustituye el artículo 4° del decreto 1259 del 16 de diciembre de 2003, de creación del Archivo Nacional de la Memoria, que a partir de ahora resuelve que la presidencia del organismo “será ejercida por un funcionario de carácter extraescalafonario, con rango y jerarquía equivalente a subsecretario, el cual será designado por el Poder Ejecutivo Nacional, a propuesta del señor ministro de Justicia y Derechos Humanos”.