martes 29 de septiembre del 2020

   

Ahora

El Gobierno redujo el importe y los intereses de la deuda en pesos y extendió vencimientos

 

En los primeros seis meses de gestión, el Gobierno logró reducir el importe y la concentración de los vencimientos de deuda en pesos previstos para este año y bajar las tasas de interés a niveles compatibles con la recuperación económica y la sostenibilidad, según un informe elaborado por la Secretaría de Finanzas, difundido hoy.

De esta forma, las autoridades del Palacio de Hacienda, con un horizonte de vencimientos más equilibrado, deberán enfrentar vencimientos de capital e intereses por $1,04 billones en lo que resta del año, de los cuales $570.039 millones, el 55% del total, tienen por acreedor al sector privado.

«En diciembre, el panorama del mercado de deuda en pesos era muy complejo, estaba virtualmente cerrado. Los vencimientos para el 2020 eran muy elevados y concentrados en el primer semestre. El mercado estaba totalmente ilíquido con títulos que cotizaban al 35%-40% de paridad», señaló el secretario de Finanzas, Diego Bastourre.

«La política de normalización que llevamos adelante hoy muestra logros significativos: baja de tasas de interés a niveles sostenibles, extensión de plazos, reducción sustancial de los vencimientos en 2020 y aumento de la participación de la financiación en pesos en el total de deuda», agregó el funcionario.

En base al informe elaborado por la Secretaría de Finanzas, en «los primeros 6 meses de gestión y como resultado de la agenda de normalización del mercado de deuda pública en pesos, el gobierno nacional logró reducir, sensiblemente, tanto el importe como la concentración de los vencimientos para el año 2020», con respecto a las previsiones existentes en diciembre pasado, cuando asumió el presidente Alberto Fernández.

Además, y pese a las dificultades para avanzar con el canje de deuda extranjera en dólares, el Ministerio de Economía destacó que «el stock de pasivos denominados en moneda local aumentó su proporción en el total, pasando de representar el 14,4% en noviembre de 2019 al 15,3% al cierre del mes de mayo».

En ese marco, las autoridades del área económica lograron extender los plazos de las obligaciones, incrementando la participación de bonos por sobre las letras, con una reducción de estas últimas en la participación total.

Al respecto, el ministro de Economía, Martín Guzmán, destacó hoy en su cuenta en la red social Twitter, que » la soberanía monetaria es una piedra angular de la estabilidad y el desarrollo económico».

«Desde el día número uno de gobierno, nos propusimos sanar el mercado de deuda pública en pesos como punto de partida para construir una Argentina con soberanía monetaria, y vamos por buen camino», subrayó el funcionario.

La Secretaría de Finanzas precisó que «a lo largo del año 2020, las obligaciones en pesos con inversores privados eran de $1,15 billones, de los cuales el 74% ocurrían en el primer semestre. Por su parte, este mercado estaba totalmente ilíquido con títulos que cotizaban en torno al 35%-40% de paridad».

Este cuadro de situación, según la cartera nacional, «cambió sustancialmente ahora, con curvas de rendimientos en pesos que lograron ser normalizadas».

Entre las medidas tomadas para recuperar las condiciones de financiamiento en

el mercado de deuda en pesos, el Ministerio de Economía reseñó que a través de los Decretos 141/2020 y 193/2020, se postergó el pago de los servicios de amortizaciones del Bono dual AF20, al tiempo que se permitió intercambiar letras en moneda extranjera (Letes) por un total cercano a US$ 2.730 millones en valor nominal, por instrumentos en pesos ajustables por CER.

«El resultado de estas dos operaciones redujo el stock nominal de Letras en dólares en un 26,6% y el Bono AF20 en un 94,5% respecto al existente a diciembre del año 2019», subrayó la cartera económica.

 

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter