miércoles 13 de diciembre del 2017

   

Ahora

 

El plan del Gobierno para aplicar flexibilización más dura saltando la reforma laboral

 

El Gobierno nacional busca aplicar una reforma laboral mucho más dura que la que consensuó con la cúpula de la CGT a través de los convenios colectivos, donde piensa flexibilizar las condiciones de contratación y despido.

El diario La Nación reveló que el Gobierno busca imponer en las negociaciones colectivas algunos de los artículos que no pudieron ser incorporados en el texto de la reforma.

Uno de ellos es el “fondo de cese laboral”, que busca replicar un modelo que hoy se usa en el sector de la construcción. El Gobierno quiere ampliar la cantidad de sectores que usen este sistema y abrir la puerta a que el trabajador ponga dinero para abonar una parte de su salario. El gremio Gastronómicos dee Luis Barrionuevo es uno de los que evalúan incorporar esta figura en su próxima negociación.

El otro eje es avanzar con el “banco de horas” para quitar el pago de las extras a cambio de compensar en otros días. En Casa Rosada quieren imponer este artículo eliminado del proyecto de ley original.

El Gobierno impulsa además la modificación de otros aspectos de los convenios, como la eliminación del pago de adicionales y plus por antigüedad, que suman al salario mensual de los trabajadores.

Tamnién establecer las pasantías “como un atajo para capacitar personal a valores más bajos”, ítem incluido en el proyecto de ley que comenzará mañana a tratarse en la comisión laboral del Senado.

Asimismo, el Ejecutivo quiere imponer un techo del 10% a las paritarias 2018, en sintonía con la meta de inflación que el Gobierno fijó para el año próximo y que ya incumplió en 2016 y 2017.

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter