sábado 25 de noviembre del 2017

   

Ahora

 

Repudio de todos los sectores a las declaraciones elogiosas de Barrionuevo sobre la dictadura

 

Dirigentes gremiales, políticos y figuras emblemáticas de los organismos de derechos humanos repudiaron las declaraciones del gremialista gastronómico Luis Barrionuevo, quien sostuvo que con “los militares había más diálogo” que con el actual gobierno.

“Hace tres años que no hay ningún tipo de respuesta por parte del Gobierno nacional a los reclamos del movimiento obrero. Eso es algo que no sucedió ni en la época de los militares. Con ellos había diálogo y se podía negociar”, señaló el ex funcionario del presidente Carlos Menem en declaraciones a Radio América.

El secretario general de la CTA de los Trabajadores, Hugo Yasky, calificó a los dichos del titular de la CGT Azul y Blanca como “confesiones, y no declaraciones”.

“Lo que hace Barrionuevo es ponerle palabras a algo que todos los que somos dirigentes sindicales sabemos y es que hay dos vertientes del sindicalismo: los que dialogaron y fueron interlocutores de la dictadura y los que la enfrentaron e intentaron defender los derechos de los trabajadores”, apuntó Yasky.

La presidenta de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, consideró que el dirigente sindical “dijo la verdad porque ellos siempre estuvieron con los milicos y delataron a los compañeros”.

“No hay que alarmarse. Es bueno que escupan la verdad. Ellos hablaban, negociaban y estaban de acuerdo con los milicos”, aseguró Hebe ante la consulta de Télam.

En tanto, Estela de Carlotto indicó que “los dichos de Barrionuevo son una confesión que habría que investigar”.

“Cuando él está tan seguro de decir que estaba mejor hay que ver por qué. Habría que pedir a la Justicia que investigue en qué se benefició”, indicó Carlotto en declaraciones al canal C5N.

El bloque de diputados del Frente para la Victoria repudió también las declaraciones del gastronómico “en la época de los militares hacíamos paro, huelga, lucha, se conversaba, se negociaba, pero con este Gobierno no tuvimos la posibilidad de ningún tipo de diálogo”.

“Esta confesión representa un agravio a los miles de trabajadores que enfrentaron a la dictadura genocida y que pagaron con la cárcel, la desaparición y la muerte. Representa un insulto a los organismos de Derechos Humanos, a su larga lucha y a la política de Memoria, Verdad y Justicia que desde 2003 impulsa el gobierno que hoy preside Cristina Fernández de Kirchner, siendo patrimonio ya de todo el pueblo Argentino”, expresaron los diputados en un comunicado.

En tanto, el diputado nacional por el Frente Renovador (FR) Facundo Moyano consideró que “si hubo un sujeto social víctima de la dictadura cívico-militar fueron los trabajadores argentinos”, al repudiar las declaraciones de Barrionuevo.

“Quiero expresar un enérgico repudio a los dichos de Luis Barrionuevo sobre la relación del sindicalismo y la última dictadura cívico-militar”, remarcó.

Su padre, Hugo Moyano, compartió escenario con Barrionuevo por el paro que realizaron en conjunto. “No te mandes macanas”, le dijo entre risas. No hubo críticas.

Por su parte, el secretario general de la CTA Autónoma, Pablo Micheli, calificó como “una barbaridad” las consideraciones del ex presidente de Chacarita Juniors, en el sentido de que el sindicalismo “podía negociar y dialogar” con la última dictadura cívico-militar.

“Me caen mal porque desaparecieron compañeros, decir que se podía negociar con la dictadura me parece una barbaridad”, intentó desligarse Micheli del dirigente gastronómico con quien comparte la convocatoria al paro general que se desarrolla en todo el país en demanda de la derogación del Impuesto a las Ganancias.

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter