domingo 13 de octubre del 2019

   

Ahora

La crisis en la mesa: en el primer cuatrimestre, la venta de lácteos cayó el 12,5% interanual

 

La crisis pega fuerte y las familias recortan sus gastos cada vez más. Incluso en los alimentos considerados de primera necesidad: según el Observatorio de la Cadena Láctea Argentina (OCLA), la venta de productos lácteos tuvo una caída del 12,5% en el primer cuatrimestre del año, en comparación con el mismo período de 2018.

La leche, tanto la refrigerada como no refrigerada, tuvo una caída interanual del 13,6% en el primer cuatrimestre del año. En tanto que si solo se toma en cuenta el consumo de las leches no refrigeradas, se registró una caída del 24,8%.

El informe del OCLA sostiene que las ventas entre enero y abril muestran un consumo per cápita de 172 litros frente a los 190 litros de 2018. La baja es del 9,7%. Medido en toneladas el retroceso fue del 12,5 por ciento. Se trata del consumo per cápita más bajo desde 2003.

La retracción se explica básicamente por la crisis. Mientras que los bolsillos argentinos están cada vez más devaluados, el precio de los productos lácteos aumentó en el último año un 100%.

Lo más grave es que, pese a las menores ventas, no hay miras de que los precios de los productos lácteos bajen. Al contrario. El vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Jorge Chemes, explicó a BAE que la producción de leche se va a resentir en los próximos meses dado que las vacas están afectadas por la mala alimentación, lo que derivará en «un faltante de leche que no llegará a la industria».

Paralelamente a la caída de ventas de los productos lácteos, crece la presencia de los productos «sustitutos» como son las bebidas con alguna «base láctea», los «rallados» que sustituyen a los «quesos rallados», algunos untables, como así también todo el set de bebidas provenientes de otras «mal denominadas leches».

Estos productos están diluidos con agua, por lo que presentan menos calcio frente a la verdadera leche. Dado su menor valor y frente a la desaparición de las segundas marcas, las familias de menos recursos recurren a ellos, aunque se deteriore su calidad nutritiva.

 

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter