viernes 20 de octubre del 2017

   

Ahora

Lorenzetti evalúa dar marcha atrás a su anticipada reeleción al frente de la Corte Suprema

 

El presidente de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti, adujo “cansancio moral” y planteó a sus pares del máximo tribunal no asumir el nuevo mandato como presidente del cuerpo, para el cual había sido elegido con anterioridad al vencimiento de su actual periodo.

Según confiaron a Télam fuentes de la Corte, Lorenzetti comunicó hoy su decisión a los magistrados Juan Carlos Maqueda y Elena Highton de Nolasco en una reunión informal, y postergó una decisión definitiva para el próximo martes 12, cuando tendrá lugar una reunión de acuerdos del máximo tribunal.

APUNTAN AL VOTO DE FAYT

El periodista y titular del Centro de Estudios Legales y Sociales, Horacio Verbitsky,  señaló la situación de Fayt “no da para más”, porque el magistrado “no sabe en qué día vive y no reconoce a su secretario letrado”.

Para el periodista de Página 12 “es un delito” que se haya puesto como “presente” a Fayt en la firma del documento que avala una nueva reelección de Lorenzetti, cuando en realidad no estuvo en la Sala de Acuerdos de la Corte para acompañar la decisión del máximo tribunal sino en su domicilio.

“Hay una situación muy grave porque hay una falsedad ideológica en un documento público. Eso es incluso un delito”, agregó Verbitsky, y explicó que “la Acordada dice que fue firmada por todos los ministros en el Salón de Acuerdos y eso no es cierto. En el caso de (Carlos) Fayt se lo llevó el secretario de la Corte (Cristian) Abritta”.

“Lorenzetti necesitaba anticipar la reelección porque en cualquier momento se queda sin el voto de Fayt y entonces la mayoría de tres lo obligaría a votar por sí mismo, que es lo que hacía Nazareno en tiempos de la Corte menemista. Esa es la razón por la cual el adelanta prácticamente un año la reelección”, indicó el presidente del CELS.

“Esto no tenía que saberse. La idea era que no se difundiera que recién se lo haga cuando ya fuera ostensible que Fayt no va más. Ahí recién se difundiería dentro de algunos meses. Pero por cuestiones burocráticas de la Corte se difundió antes de lo que Lorenzetti había previsto”, reveló el escritor.

Y volviendo sobre la situación del juez más antiguo que tiene la Corte, afirmó que el magistrado no puede identificar “a su colaborador personal más próximo. No lo reconoce no sabe quién es. La situación de Fayt es de una gravedad extrema”, concluyó.