martes 27 de junio del 2017

   

Ahora

“No entiendo”, la estrategia de Macri para defender a Arribas por giros de dinero de Odebrecht

 

El presidente Mauricio Macri se refirió por primera vez a la situación del jefe de la AFI, Gustavo Arribas, luego de la revelación de que recibió casi 600 mil dólares de un operador de Odebrecht condenado por la justicia de Brasil por su rol en la investigación Lava Jato.

“Es muy claro que acá lo que manifiesta Arribas es que vendió un departamento y que un señor que le pagó usó un cambista importante (por Leonardo Meirelles) que tiene miles de clientes, entre los cuales está Odebrecht”, opinó Macri.

Según la denuncia, el “valijero” brasileño Leonardo Meirelles transfirió un total de u$s 594.518 mediante cinco giros a una cuenta de Arribas en Suiza.

La cuenta en Hong Kong desde la cual salió el dinero a Suiza pertenecía a una sociedad offshore controlada por Meirelles, RFY Import & Export Limited, a la que la Justicia brasileña ya catalogó como “empresa de fachada”. O sea, trucha.

El jefe de la SIDE reconoció una transferencia del operador de Odebrecht por la suma de u$s 70.475 y rechazó la información sobre los otros giros.

Meirelles, condenado por la justicia de su país por su rol en la investigación Lava Jato, se acogió al régimen de la “delación premiada”, y aportó documentación sobre miles de transferencias que hizo para Odebrecht y otras empresas brasileñas.

“Arribas va a traer los papeles cuando vuelva de sus vacaciones”, aseguró Macri, sin mayor apuro ante la gravedad de la situación. La oposición ya pidió que Arribas dé explicaciones en el Congreso.

Macri continuó con la estrategia para respaldar a su amigo y jefe de los espías. “No entiendo cómo se relaciona Arribas con Odebrecht, ese link todavía yo no lo entendí. Y mucho menos cómo se relaciona Arribas con Meirelles y con el soterramiento del Sarmiento, que entre septiembre y el siguiente año la obra estuvo parada”.

Sin embargo, el diario La Nación destacó que los pagos a Arribas comenzaron un día después de que, en septiembre de 2013, se reactivara el contrato para el soterramiento del Sarmiento para Odebrecht.

En este marco por sospechas de coimas, Macri aseguró que “es un cuento” la investigación que Hugo Alconada Mon realizó en colaboración con el proyecto colaborativo de periodistas IDL-Reportero.

“Es un cuento, lo analizo y no encuentro dónde está el tema. Le doy vueltas y no encuentro dónde está el tema”, lanzó tras evaluar que “fue todo una coincidencia”.

Cuando fue consultado sobre los Panamá Papers, el mandatario destacó que espera que la justicia se expida sobre su inocencia a la brevedad. “Me encantaría que el juez diga que la denuncia es todo mentira”, pidió.

Sobre el nivel de desocupación y el cierre de la plata gráfica de Clarín que deja a más de 300 operarios en la calle, dijo que el empleo aumenta y destacó que “el acuerdo para evitar despidos sigue vigente”.

El Presidente también respondió por el proyecto en El Bolsón vinculado a su amigo, el millonario británico Joe Lewis,. “No entiendo por qué esta sistemática búsqueda de agredirlo (a Lewis)”.

Dijo que el magnate no solo mejoró con infraestructura en El Bolsón sino que destacó que generó puestos de trabajo y que apuesta a las energías renovables.

En cuanto al debate de un nuevo posible régimen de baja en la edad de imputabilidad, Macri planteó: “Lo primero es cuidarnos a nosotros, los argentinos. Estamos ante un avance sistemático de la violencia. Negarse a discutir soluciones para resolver este problema sería un grave error”.

Al comenzar la conferencia de prensa, el Presidente consideró que las inundaciones de Entre Ríos, Santa Fe y provincia de Buenos Aires se debió al “cambio climático” y agregó que hay que prepararse para un nuevo “régimen de lluvias”. El ministro de Ambiente Sergio Bergman había vinculado los incendios e inundaciones a una “profecía apocalíptica” ante los pedidos de renuncia por su desempeño en dicha cartera.

“Vamos a declarar la emergencia”, adelantó el mandatario pero “no nos queremos apresurar a cuales van a ser las pérdidas (…) Claramente estamos para asistir con todas las herramientas que tengamos”, completó sin mencionar que la gobernadora María Eugenia Vidal se fue de vacaciones a las playas de México con el norte del territorio bonaerense bajo agua.