miércoles 13 de diciembre del 2017

   

Ahora

 

Trabajadores tomaron el ENACOM contra los despidos del Gobierno

 

Trabajadores del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) tomaron hoy el edificio del organismo, ubicado en Perú 103, luego de que fueran notificados que mañana serían expedidos 165 telegramas de despidos.

Alejandro Tsusinsky, delegado de ATE, advirtió que “no hay ningún criterio” y que las personas que serán despedidas tienen funciones asignadas.

En ese sentido, advirtió además que “hay institutos, como el ISER, que no podrán funcionar. De ahí quieren echar a 40 personas”.

“Vamos a permanecer en el edificio de manera pacífica hasta que haya una marcha atrás. Si es necesario, pasaremos Navidad acá, pero no vamos a permitir que a días que termine el año, nuestros compañeros se queden sin la posibilidad de llevar un plato de comida a sus casas”, aseguró.

El referente sindical contó que hace algunos días, los funcionarios de Cambiemos hicieron circular que en el ministerio de Modernización habían informado que en el Enacom “sobraban 707 empleados”. Al respecto denunció: “Curiosamente, esa es la cantidad de gente que entró desde que ellos son gobierno y nunca los vimos sentados en los escritorios trabajando. Son todos asesores que cobran más de 50 mil pesos”.

De esta manera, el organismo se suma al plan de ajuste y achique promovido el ministro Andrés Ibarra.

En el Correo Argentino, el Gobierno aplicará un brutal ajuste en el Correo Argentino que incluye masivos despidos y salarios congelados, un programa que tenía en carpeta desde julio de este año y ahora está dispuesto a realizar envalentonado por el respaldo que obtuvo en elecciones legislativas.

El presidente Mauricio Macri dio luz verde para echar a 1700 personas de la plantilla de empleados, entre propuestas de jubilaciones anticipadas, retiros voluntarios y bajas de personal temporario. La justificación del recorte es la búsqueda de cumplir metas fiscales.

Además reducirá a cero los aportes especiales que hace a los gremios y negociará una paritaria sin aumentos, esto significa congelar los sueldos para 2018. La idea es replicar el acuerdo en Tierra del fuego, que ayer la UOM fueguina dio marcha atrás presionada por sus bases.

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter