jueves 22 de agosto del 2019

   

Ahora

Macri no hizo autocrítica y culpó al kirchnerismo por la disparada del dólar

 

Foto: @npisarenko / AP

El presidente Mauricio Macri habló esta tarde tras la aplastante derrota sufrida por el Gobierno en las PASO de ayer. Dijo que prepara medidas económicas para contener la disparada del dólar, pero no hizo autocrítica. Al contrario, le adjudicó la corrida cambiaria al triunfo del candidato del Frente de Todos, Alberto Fernández, al señalar que esta situación se dio porque el “kirchnerismo no tiene credibilidad en el mundo”.

“Por lo que hicieron antes pasa lo que pasa hoy”, se quejó el mandatario durante la conferencia de prensa que brindó en la Casa Rosada junto a su compañero de fórmula, Miguel Pichetto.

Según dijo, la suba de la divisa se debió a que el kirchnerismo “no tiene credibilidad en el mundo, no tiene la confianza necesaria”.

En este sentido, Macri advirtió que “si se confirmase que el kirchnerismo gana las elecciones” en octubre la crisis económica y la inestabilidad “va a estar” porque “el mundo cambió”.

“Yo no manejo los mercados, los mercados son gente que decide invertir”, dijo quitándose responsabilidad. Al mismo tiempo que señaló que ante este panorama intentará “ayudar en lo que pueda”.

Pese a la expectativa que había en torno a los anuncios que se esperaba que realizara, Macri no dio a conocer ninguna medida ni cambios en el Gabinete. Sólo dijo que convocó al “equipo económico” para que “estudie y prepare medidas”.

“Hoy estamos más pobres que antes de las PASO”, se quejó Macri, quien consideró que “para que la gente quiera venir a invertir debería haber una autocrítica el kirchnerismo”.

“Es tremendo lo que puede pasar, no podemos volver al pasado, porque el mundo ve el fin de la Argentina”, resaltó. Y, sin ningún tipo de lectura crítica de la situación para con su Gobierno y sus políticas, agregó: “Es por el pasado que hay gente que decide que no deja el dinero en ese país”.

Por otra parte, el Presidente habló de los malos resultados obtenidos por su Gobierno en las elecciones. Y remarcó que las urnas le dieron la espalda “por la bronca acumulada de todo el proceso de estos tres años y medio producto de la herencia” del gobierno anterior.

De todos modos, instistió que en octubre podrá “revertir esta mala elección” y se mostró esperanzado en que van a “llegar a la segunda vuelta” contra Fernández.

Horas antes, el ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio, había admitido que “el mensaje (de las PASO) fue contundente”, pero remarcó que el Gobierno “hará lo posible para dar vuelta la
elección” en octubre,

“El 47 por ciento nos pasó un mensaje muy claro que tenemos que reconocer y comprender; sobre todo la clase media que evidentemente no se sintió cuidada y que tuvo además una reacción a través del voto frente a las dicultades que está atravesando la sociedad desde la crisis de abril de 2018″, dijo Frigerio en declaraciones a diferentes medios.

En ese sentido, aseguró que el Gobierno trabajará “de acá al 27 de octubre para hacer todo lo posible para dar vuelta la elección, entender el mensaje de la gente, y poner en valor lo que hicimos estos cuatro años”.

“La elección no es lo que esperábamos y la reacción de hoy de los mercados responde a la incertidumbre política que implica el riesgo de volver al pasado”, continuó el ministro. Y añadió: “Cuando aparecieron el viernes las encuestas que nos daban bien, los mercados reaccionaron positivamente, disminuyó el riesgo país, aumentaron los bonos y las acciones y se apreció el peso. Hoy, con la encuesta real, que son las PASO, ocurrió todo lo
contrario”.

Por último, el funcionario afirmó: “Tenemos la responsabilidad de gobernar hasta el 10 de diciembre. La oposición también tiene la responsabilidad de acompañar y garantizar la gobernabilidad”.

 

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter