sábado 23 de septiembre del 2017

   

Ahora

#CuentasOcultasEnSuiza La comisión del Congreso citó al presidente y vice del HSBC

La Comisión Legislativa bicameral que investigara las presuntas maniobras de evasión y fuga de capitales realizadas a través de la filial Suiza del HSBC quedó formalmente constituida y citó para el próximo miércoles al titular de la AFIP, Ricardo Echegaray, y a las autoridades de la entidad bancaria.

La Comisión será presidida por el diputado porteño del kirchnerismo Roberto Feletti, quien será secundado como vicepresidente por el santacruceño del Frente para la Victoria Pablo González.

También participarán los diputados oficialistas Carlos Heller, y Luis Cicogna, el radical Ricardo Buryaile, y el massista Marcelo D’Alessandro, y los senadores del FPV Rodolfo Urtubey y Graciela Da Rosa, el peronista opositor Roberto Basualdo y el radical Mario Cimadevilla.

La comisión que investigará el esquema que habría facilitado la fuga de capitales a través de la filial Suiza del HSBC sesionará todos los martes, a las 18, según se estableció hoy en su cronograma de trabajo.

Comisión Congreso Cuentas Ocultas Suiza Evasión

No obstante, la próxima semana la reunión se realizará el miércoles debido a que el martes concurrirá a diputados el ministro Florencio Randazzo y el Senado tendrá la audiencia sobre la designación del candidato propuesto por el Poder Ejecutivo para integrar la Corte Suprema, Roberto Carles.

Feletti señaló que la tarea del grupo parlamentario “no reemplazará a la AFIP, al Banco Central ni a la justicia”, sino que buscara “indagar sobre las maniobras” que permitieron realizar esta fuga de dinero y elaborar un informe final para determinar si deben proponer cambios en la legislación.

En ese marco, el diputado señaló que “será muy importante la visita del miércoles, a las 14, de Echegaray porque podrá ilustrarnos cómo se efectuaron las maniobras que realizaron los titulares de esas cuentas” y sobre su presencia en Parlamento británico el pasado 9 de marzo, cuando se debatió el caso HSBC a nivel global.

“Dado que esta comisión se decidió crear tras las notas enviadas por la AFIP a los presidentes de las comisiones de Presupuesto de Diputados y Senadores es fundamental la exposición que pueda realizar Ricardo Echegaray”, agregó.

También anunció que para ese mismo día, pero a las 17, se citó a las autoridades del HSBC Diego Martíno, y el apoderado Miguel Estevez, para que “respondan como lo han hecho en Gran Bretaña para facilitar la apertura de esas cuentas” sin que estén declaradas ante la AFIP.

Desde la oposición, el radical Ricardo Buryaile solicitó que la “investigación no se realice solo en base al HSBC sino que se amplié a otras entidades bancarias”, a lo que Feletti y Heller le respondieron que primero deben comenzar como lo establece la ley “con la denuncia realizada por la AFIP”.

La denuncia realizada por la AFIP tuvo un amplia repercusión internacional a tal punto que el titular de la dependencia oficial, Ricardo Echegaray, participó en Londres de una audiencia celebrada por la Comisión de Cuentas Públicas de la Cámara de Comunes del Parlamento Británico, en un encuentro que contó con la presencia de autoridades a nivel global del banco cuestionado.

En ese marco, Echegaray reclamó que vuelvan al país los 3.500 millones de dólares fugados a través de esas maniobras delictivas.

Esta comisión investigadora tendrá un plazo de 90 días, prorrogables por otros tres meses, para realizar su tarea y proponer cambios en las leyes para impedir que se puedan realizar maniobras ilegales que le provocaron al país una fuga de capitales por 3.500 millones de dólares.

Antes de la reunión, Feletti señaló que el HSBC “tiene la misma habilitación que el Banco de la Nación para captar ahorros, y que vuelvan a la producción y el consumo, pero invitar a los depositantes a que evadan impuestos y practicar mecanismos de fuga es un comportamiento extremadamente desleal con este país”.

Por otro lado, añadió, que se investigará “el comportamiento de los grandes grupos empresarios, que no es nuevo: la última dictadura fue el primer escenario de la fuga de capitales”.

En ese sentido, Feletti dijo que “tenemos que identificar si estas empresas que tienen un comportamiento sistémico favorecen la fuga y por otro lado reclaman devaluaciones y ajustes fiscales, lo cual es desleal con el pueblo argentino”.