sábado 20 de julio del 2019

   

Ahora

Una familia porteña necesitó $26.858 para no caer en la pobreza

 

Franquear la barrera de ingresos necesarios para no caer en la pobreza es cada vez más difícil. De acuerdo a las estadísticas oficiales de la Ciudad, una familia porteña tipo necesitó en febrero 26.858 pesos para adquirir la Canasta Básica Total y, de este modo, no ser pobre.

La cifra, que no incluye los gastos de alquiler de vivienda, es un 53,1% más alta que la de febrero del año pasado. Otro dato impactante revela que en apenas un mes, en comparación con enero de 2019, aumentó un 4,1%. En dinero, esto implica unos $1.000 más.

Las estadísticas oficiales de la Capital Federal son elaboradas en base a un hogar compuesto por una pareja -ambos de 35 años- con dos hijos varones de 6 y 9 años. Cabe destacar que se trata de una familia propietaria de su vivienda y cuyos hijos asisten a escuelas públicas, ya que el estudio no contempla gastos ni de alquiler ni de colegios privados.

Asimismo, para acceder a la Canásta Básica Alimentaria y situarse por encima de la Línea de Indigencia, una familia tipo necesitó $13.319En 12 meses esa canasta se encareció en $ 9.317,94, un 53,1%.

Con estos datos, una vez más queda en evidencia que la inflación golpea con más fuerza a los sectores más vulnerables. La canasta de pobreza familiar creció en un año el 53.1 %, mientras que la inflación en ese período fue del 49,7%. En tanto que la inflación fue aún más alta para los indigentes fue del 55,6% en 12 meses.

 

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter