viernes 30 de julio del 2021

   

Ahora

Vilma Ibarra explicó porqué se habilitó por DNU la llegada de vacunas de Pfizer, Moderna y Janssen


La Secretaria Legal y Técnica de la Presidencia explicó ante la Bicameral que no podían aguardar los tiempos del Congreso para cambiar la ley de vacunas.
 

La secretaria Legal y Técnica de la Presidencia, Vilma Ibarra, expuso este martes ante la Comisión Bicameral Permanente de Trámite Legislativo sobre el DNU emitido días atrás que habilita la llegada al país de las vacunas contra el coronavirus de los laboratorios Pfizer, Moderna y Johnson & Johnson.

Explicó que se decidió que los cambios se hicieran a través de un decreto de necesidad de urgencia y no modificando la ley de vacunas en el Congreso «porque hay necesidad y urgencia», ya que «hace un mes se aprobó la vacuna de Pfizer para uso pediátrico» y contar con esta vacuna «cuanto antes» para «vacunar a niños y adolescentes con comorbilidades» es «algo urgente».

«Después de los primeros tiempos de conversaciones (con los laboratorios) y analizando distintas posibilidades, la única opción era una modificación de la ley» de vacunas, tal «como lo dijo el CEO de Pfizer», dijo Ibarra.

Así, en el Gobierno «empezamos a ver si podíamos compatibilizar las demandas» de los laboratorios con los «intereses» del país y «hemos alcanzado un punto de acuerdo».

«¿Por qué se decidió un DNU? Porque hay necesidad y urgencia. Hace un mes se aprobó la (vacuna de) Pfizer para uso pediátrico y contar con esta vacuna cuanto antes para vacunar a niños y adolescentes con comorbilidades es algo urgente», explicó.

Asimismo, la secretaria Legal y Técnica remarcó que se requería que los cambios se dieran rápido, sin esperar los tiempos del Congreso, porque «si podemos concretar con estos laboratorios (Moderna, Pfizer y Johnson & Johnson) podemos acceder a donaciones y a la provisión de vacunas de estos laboratorios por medio del mecanismo Covax».

Ibarra subrayó también la creación del Fondo creado por el Estado para «responder frente a eventuales daños que pudieran surgir» a raíz de la vacunación. Sobre la eliminación de la palabra «negligencia» -que fue señalada como la principal traba para llegar a un acuerdo con los laboratorios- dijo que su supresión «nunca fue el único reclamo» de las compañías. «Todo hubiera sido más sencillo si el reclamo de los laboratorios fuera solo sacar la palabra negligencia», reiteró.

Por ello, añadió que el DNU prevé «que en los propios contratos se va a establecer el modo de recepción conforme», esto es que al momento de recibir la mercadería «el Estado va a tener que emitir un ‘conforme’ de que recibe la mercadería de acuerdo a las condiciones» acordadas.

Además, explicó que los términos «conductas maliciosas» o «fraudulentas» fueron reemplazados por «conductas dolosas». También aclaró que por pedido del Presidente el Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la ANSES «ingresó al listado de bienes con inmunidad soberana».

«Estas son las modificaciones que introdujimos para avanzar en los contratos, poder recibir donaciones, facilitar la provisión de vacunas del mecanismo Covax y contar con vacunas para adolescentes y niños», resumió. Y resaltó que el acuerdo alcanzado «es producto de una larga negociación».

«Hemos hecho un enorme trabajo técnico y jurídico para poder acercar términos y posiciones que estaban muy lejos», concluyó,

 

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter