domingo 26 de septiembre del 2021

   

Ahora

Guzmán: «La deuda en moneda extranjera es un ataque a la capacidad de implementar políticas públicas»

El ministro expuso en la Comisión Bicameral de Seguimiento y Control de la Deuda Externa, a pedido de los legisladores. Apuntó contra la oposición y aseguró que los dólares del préstamo con el FMI "se fueron todos".
 

El ministro de Economía de la Nación, Martín Guzmán, expuso su informe sobre la situación de la deuda externa ante la Comisión Bicameral de Seguimiento y Control del Congreso y aseguró que el préstamo tomado en moneda extranjera es «un ataque a la capacidad» del país a «implementar políticas públicas».

«Cuando se toma deuda con el Fondo (Monetario Internacional) el problema es mayor. Estamos buscando resolver un problema gravísimo que afecta a las oportunidades de conseguir empleo, bajar la inflación y recuperar el poder adquisitivo del salario”, explicó.

Y añadió: «La deuda en moneda extranjera es un ataque a la capacidad de implementar políticas públicas.»

En esta línea, Guzmán precisó que cuando el Gobierno de Alberto Fernández asumió, en diciembre de 2019, la carga de la deuda «estrangulaba toda posibilidad de crecimiento económico y desarrollo social».

Por ello, apuntó contra el expresidente Mauricio Macri y la exgobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, por sus opiniones respecto a que el problema de la deuda es de la «administración actual».

Guzmán dijo que «a diciembre 2015, Argentina tenía una carga de deuda y secuencia de vencimientos que no hipotecaban oportunidades de desarrollo de nuestra nación».

«El endeudamiento en los cuatro años siguientes (del gobierno de Mauricio Macri) fue de US$ 100.000 millones. Una cifra de enorme magnitud», enfatizó el funcionario.

«De los casi 45 mil millones de dólares que ingresaron del Fondo Monetario Internacional durante el gobierno anterior, 21 mil millones fueron usados para pagar deuda insostenible y 24 mil millones financiaron la formación de activos externos. Esos dólares se fueron todos», afirmó.

Por otro lado, el titular de la cartera económica nacional destacó que «la sostenibilidad debe ser el principio rector que se necesita de un acuerdo sostenible» y se va «a defender con firmeza los intereses de nuestra patria».

Asimismo, agradeció a los diputados y senadores nacionales por el «rol central» en el proceso de reestructuración. «La reestructuración de la sostenibilidad de la deuda pública en moneda extranjera debía ser una política de Estado, por eso consideramos que el Congreso debía ocupar un rol central en ese proceso», manifestó.

Respecto a la recepción de las negociaciones a nivel internacional, el ministro aseguró que el país tuvo «apoyo de miembros del G20 y del propio FMI. «Reconocieron que la deuda de Argentina era insostenible, que debía ser reestructurada y que era necesario un alivio sustancial», argumentó.

Al finalizar su presentación, reflexionó sobre el trabajo realizado en medio de la pandemia y con vistas hacia la resolución del conflicto. «Estamos buscando resolver este problema, que afecta las oportunidades de conseguir empleo y de bajar la inflación, para así lograr recuperar el poder adquisitivo del salario y recuperar las oportunidades de soñar con un futuro mejor”, dijo.

Y concluyó: «Cada paso que damos es en busca de construir una Argentina con más trabajo, con mayor estabilidad económica y equidad de oportunidades a lo largo y ancho del territorio federal, para que haya menos angustias y más esperanzas».

 

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter