miércoles 2 de diciembre del 2020

   

Ahora

La oficina de Anticorrupción deja de ser querellante en las causas contra exfuncionarios

 

La Oficina Anticorrupción decidió renunciar como querellante en todas las investigaciones por hechos de corrupción que comprometen a exfuncionarios y funcionarios actuales por una decisión política interna y la falta de personal.

«Que la tarea de la Oficina Anticorrupción, desde su creación, se integra con dos facetas claramente diferenciables: una dirigida a la prevención de los hechos de corrupción y otra a investigar tales hechos», según la resolución.

«En lo atinente a la investigación, la oficina cumple funciones que en buena medida se superponen con las específicas del Ministerio Público Fiscal, especialmente su órgano especializado en la materia, la Procuraduría de Investigaciones Administrativas», dispuso la OA en su resolución.

Por otro parte, también desde la Oficina Anticorrupción justificaron su decisión por el escaso personal que disponen en la actualidad. «Un análisis preliminar de la situación ha permitido comprobar que los recursos profesionales de esta oficina han sido asignados de un modo tal que la Dirección Nacional de Litigio Estratégico ha recibido un tratamiento privilegiado en desmedro de su par de investigaciones; y más aún de la destinada a la prevención de la corrupción y la promoción de la integridad y la transparencia», destacaron.

 

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter