viernes 30 de octubre del 2020

   

Ahora

Salta vuelve a Fase 1 durante tres semanas

 

La provincia de Salta volverá a la Fase 1 del aislamiento social, preventivo y obligatorio desde el próximo lunes y por 21 días ante el “difícil momento sanitario” que vive el distrito norteño ante la pandemia de coronavirus.

Así lo decidió el Gobierno comandado por Gustavo Sáenz en conjunto con el Centro de Operaciones de Emergencia (COE) y tras una reunión realizada este sábado por la mañana.

La medida, según informó el gobierno de Gustavo Sáez, se aplicará en la capital provincial y en las localidades de La Caldera, Güemes, Orán, San Martín y los departamentos del Valle de Lerma (Cerrillos, La Viña, Chicoana y Rosario de Lerma).

En ese marco, los comercios (con excepción de los esenciales), bares y gimnasios no podrán abrir sus puertas, pero se mantendrán habilitadas las obras privadas y los deportes individuales.

«Sabemos de los problemas sociales y económicos que trae un aislamiento total; lo entendemos perfectamente, pero queremos transmitir nuestra preocupación como médicos, por el difícil momento que pasa el sistema sanitario de Salta», explicó el médico Francisco Aguilar, miembro del Comité Operativo de Emergencia provincial.

El profesional aseguró que «estamos con un límite de camas de terapia cercanos al 90% de ocupación», y agregó: «Tenemos un recurso humano muy escaso, médicos y enfermeros que nos faltan en los hospitales del interior y de la capital».

Por esa razón, el presidente del COE aseguró sobre la medida que regirá desde el lunes: «Creemos que es la medida más correcta para aplicar, aunque sea muy controvertida».

El ministro de Salud Pública, Juan José Esteban, ratificó que el sistema de salud está al limite de su capacidad. «Necesitamos tiempo para habilitar y terminar de reforzar el sistema sanitario para contener esta pandemia», dijo.

«En capital la capacidad de respuesta para acceder a una cama en terapia intensiva es nula. La falta de concientización en todos los salteños está trayendo problemas muy graves», afirmó el funcionario, agregando que «el aislamiento es primordial en este momento y pedimos responsabilidad a la comunidad».

Mientras tanto, centenares de comerciantes de la capital salteña salieron este sábado a las calles para protestar contra la medida adoptada por el gobierno, reclamando que a pesar de la compleja situación sanitaria que atraviesa la provincia, se les permita seguir trabajando.

Hasta estas horas, la provincia norteña registró 7.939 casos confirmados de coronavirus, con 115 personas fallecidas y 4.951 recuperados de la enfermedad.

 

Sobre Pulse

Llega un nuevo modo de leer las noticias en Internet. Sumate a Diario Pulse.

Suscripción

Newsletter